Boutique hotel en Pollensa - Mon boutique hotel in Pollensa

Boutique hotel en Pollensa

Tu Boutique hotel en pleno centro de Pollensa

Tan sólo unas pocas razones para reservar con nosotros

Descubre por qué nuestros clientes nos eligen para pasar sus vacaciones y siempre repiten

MEJOR PRECIO GARANTIZADO

Si encuentras un precio más bajo, te devolvemos la diferencia

WELCOME DRINK

Empieza tus vacaciones con un cocktail, una copa de cava o una bebida refrescante

WIFI EN TODO EL HOTEL

Ofrecemos servicio de internet inalámbrico en todo el hotel

CONSERJE

Pídanos cualquier cosa: algún lujo, un servicio, un capricho, una petición especial ...

Estilo y elegancia en la plaza mayor

Hotel boutique de 4 estrellas recién reformado en el centro histórico de Pollensa

Un chef de origen vasco-francés
Un concepto de cocina dinámico donde
compartir forma parte de la experiencia gastronómica
EL RESTAURANTE
Portada
boutique hotel en pollensa

Pollensa Boutique Hotel

SLOW PACED, RELAXED AND WELCOMING

Pollensa, primero romana, después árabe y reconstruida en la Edad Media por los catalanes, se arraiga a la historia de la isla. Sus estrechas calles empedradas, fachadas de arenisca y pequeñas plazas rinden homenaje a una ciudad que ha estado proporcionando refugio desde tiempos inmemoriales.

En los primeros días del siglo XX, Pollensa se hizo popular entre artistas y escritores que buscaban retiro para trabajar, lejos del bullicio de la ciudad. La plaza donde ahora se encuentra nuestro hotel era el punto de encuentro.

Muchos son los nombres que se han establecido aquí temporalmente, dejando su huella y un toque de su genio creativo, algunas inspiradoras galerías de arte y festivales de música.

Los aventureros se sienten atraídos por el paisaje, el clima y las montañas que rodean la pequeña ciudad con amplios picos , mientras que nuestros huéspedes sibaritas adoran los excelentes vinos de Mallorca y la deliciosa cocina local.

Pollensa se ha mantenido notablemente inamovible a pesar de su concurrencia y ha conservado su carácter insular, al tiempo que recibe orgullosa a cada nuevo visitante con los brazos abiertos.